Hacia un Plan Nacional

Desde las diferentes juventudes, para toda la juventud

Desde las diferentes juventudes, para toda la juventud
Fecha: 13/02/2009
Autor: MIDES

La construcción de un Plan Nacional de Juventud fue presentado en el marco de la sexta edición de la Universidad de Participación Ciudadana(UPC), el 10 y 11 de febrero en la Casa de la Juventud del INJU. Dicho Plan, que surgirá de un proceso participativo, deberá ser la herramienta central para la construcción de las políticas públicas con un enfoque basado en la participación juvenil y para la articulación interinstitucional entre los diferentes organismos del Estado, así como del propio Estado con la sociedad civil organizada, explicó Juan Pablo Martínez, consultor para el Plan Nacional de Juventud.


Éste último sostuvo que el INJU, en conjunto con la Dirección de Políticas Sociales de la OPP y con el apoyo del programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, están en la primera fase de la construcción de dicho Plan Nacional de Juventud. La misma comenzó en setiembre de 2008 y finalizará en marzo de 2009. La segunda etapa se iniciará en marzo y culminará en agosto de 2009, instancia en la que se presentarán los documentos emanados de todo el proceso.


Esta primera etapa hacia un Plan Nacional de Juventud consistió en la elaboración de una serie de documentos de diagnóstico de la situación de los jóvenes y de propuestas de líneamientos de políticas públicas para la juventud, para lo cual se desarrolló una primera consulta a los jóvenes que participan en organizaciones sociales (Mundo Afro, PIT-CNT, organizaciones vinculadas a la cultura) y encuestas a nivel territorial en Montevideo y Maldonado, como fase piloto, explicó Martínez. También se generaron vínculos con diversos organismos del Estado (Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente, de Salud Pública; Junta Nacional de Drogas, Instituto del Niño y el Adolescente del Uruguay) para generar los acuerdos específicos que habiliten el proceso de construcción de políticas públicas para la juventud desde una óptica interinstitucional y en torno al INJU como organismos encargado de articular, coordinar y asumir el rol de referente dentro del Estado, dijo Martínez.


"Las políticas públicas en su mayoría no pasan en la actualidad por el INJU, lo que ejecuta el Instituto es marginal en relación a lo que llega a los jóvenes. Las políticas que impactan en los jóvenes son las de salud, educación, vivienda, trabajo, o económicas dependientes de otros ministerios", dijo Martínez y agregó que el INJU, en relación a sus cometidos, debe asumir un rol de articulador y promotor de políticas públicas, así como generar diagnósticos sobre la situación de los jóvenes y abrir espacios para su participación de forma departamental, local, nacional y territorial.


Hacia el Plan Nacional de Juventud ser realizó, con la participación del INJU, una Encuesta Nacional de Juventud diseñada por el Programa Infancia y Familia del MIDES (Infamilia). La misma se realizó en 2008 en todo el país en poblaciones mayores a los 5000 habitantes. La muestra consistió en 5000 jóvenes de entre 12 y 29 años. La encuesta se basó en la metodología de Encuesta de Hogares del Instituto Nacional de Estadística. Las preguntas abordaron los temas que afectan a la juventud: vivienda, salud, educación y trabajo. A mediados de abril de 2009 se difundirá un primer informe de la misma.


Entre abril y mayo se realizará una consulta con modalidad de taller y encuentros a realizarse en Montevideo y ocho departamentos del interior. Se buscará la más amplia participación de los jóvenes para que ellos planteen sus inquietudes, opiniones, propuestas e ideas acerca de las políticas que se generan en la actualidad. El INJU-MIDES, a través del Plan Nacional de Juventud, invita a todos los jóvenes de entre 15 y 29 años que deseen participar de éstos talleres.


"Para nosotros es fundamental trabajar en articulación de manera interinstitucional con los distintos ministerios, con el apoyo de la OPP, con la asistencia técnica de la Organización Iberoamericana del Trabajo, indagar en las diferentes juventudes, cuál es la percepción que tienen en relación a las líneas en la que trabajamos, y por eso surgió la necesidad de que los jóvenes participen de talleres", indicó Martínez.


A partir de marzo se definirán los mecanismos eficientes de participación y las vías de aporte de las propuestas entorno a educación, trabajo, vivienda para mejorar las condiciones de vida de los jóvenes. En agosto de 2009 se generará los documentos pertinentes que recojan ese proceso (marzo-agosto) y se hará un cierre de la segunda etapa. Lo importante es generar un documento que deje instaladas formas, mecanismos y algunas propuestas concretas pero que también invite a continuar con un trabajo sujeto a modificaciones que puedan surgir en la evolución del plan, subrayó el consultor del Plan.


"Hablamos de diferentes juventudes porque la realidad entre los diferentes jóvenes es muy variada y requiere pensar respuestas que atiendan a esas realidades. Participar e incidir en la toma de decisiones con relación a las políticas públicas, no es lo mismo para un joven universitario que para uno que sea trabajador rural u otro que viva en un asentamiento."expresó Martínez.